Amor, me corté el pelo, ¿Qué peinado usar en mi boda?


novia de pelo corto

 El peinado de la novia siempre será uno de los elementos que tendrán una posición central a la hora de sentir el esplendor de un matrimonio.

 El cabello tratado de una manera especial puede entregar una gran imagen de la ceremonia que se proyectará hasta la eternidad a través de los registros audiovisuales de rigor y de la memoria imperecedera del novio, la madre de la novia (entre quienes aman más a la futura esposa) y todos aquellos invitados que pongan cuidado en los detalles.

  Pero, sin duda, una de las dificultades que puede haber es el realizar peinados en novias con cabello corto. Para muchos podría suponer que es más simple o mucho más fácil el hacer algo más glamoroso con cabello largo.

 Inconvenientes en el camino

 Uno de los problemas puede ser que cuando se hizo el corte de pelo se esperaba un rápido crecimiento y a veces no es así, porque esto no ocurrió. Se acerca el día del gran evento y todavía no existe un crecimiento apropiado como para hacer un peinado soñado.

Es mejor no caer en depresión y aceptar que con un cabello no largo igualmente se puede hacer un gran trabajo.

En muchas ocasiones, el pelo corto mojado o humedecido se ve muy bien; pero cuando se seca el resultado es parecer definitivamente un joven adolescente. Y no es la idea, definitivamente, ser una copia del hermano menor en el día del casamiento.

 Obviamente que en un caso así se tendrán que descartar de plano trenzas, coletas a un lado o hacia el otro, coletitas, melena larga, recogidos y similares.

Todo parte en la mente

Uno de los puntos principales en materia de peinados con cabello corto es mentalizarse respecto de que esto va a salir bien, que se puede hacer un muy buen trabajo con un pelo menos largo.

Especialmente cierto es esto cuando hubo un error de cálculo a la hora de cortar el pelo o cuando se pensó que se vería mejor con pelo corto al estilo de algunas actrices o modelos famosas, pero el resultado no fue el óptimo.

 Claro que cuando estamos hablando de mujeres que siempre han usado el pelo más bien corto y es esa parte de su identidad esto no constituye ningún tipo de problemas.

 Y siempre será muy bueno el poner manos a la obra.

Menos opciones

 Tal vez uno de los aspectos obvios de tener el pelo corto y ser la novia en el matrimonio es que se tienen menos opciones que con el cabello largo. Pero igual será necesario desarrollar el proceso de ensayo y error. Es decir, buscar y proponer diferentes alternativas.

Como ocurre con todos los peinados se ha de tener muy cuenta el tipo de vestido que se está usando y la luminosidad del día y de los lugares donde se realizarán los eventos más importantes.

Usar el peinado en ambientes y horarios similares ayudará a una buena elección.

Y no olvides sacar muchas fotografías con los distintos peinados en las locaciones mismas o en lugares parecidos.

Ese conjunto de fotos permitirá hacer la elección definitiva con mayor objetividad.

  Ejemplos Concretos

¿ Como hacer peinados de novia en cabello corto?

 Si hablamos de pelo corto, la experiencia nos indica que quedan siempre bien tanto en melenas lisas como onduladas o rizadas. Y no olvidar que si tenemos una melena ondulada y esta es alisada por cualquier medio, quedará más larga. Es por eso que tenemos que hacer las pruebas correspondientes. Tal vez será importante hacer un corte más en estos casos para lograr el resultado perfecto.

 Ahora, las modas son bien dinámicas y el cambio de look de una temporada para otra es lo único de lo que se podrá estar segura. De hecho, es común ver peinados con un mechón más largos que el resto del corte. Y, ni hablar, otras usan más cortos o rapados por detrás, que en muchos casos son muy fáciles de mantener. Porque nunca se debe olvidar que después de la boda, viene la luna de miel. Ese espacio idílico de la vida, donde también se necesita continuar viéndose glamorosa.

 Por cierto que se debe tener muy en cuenta el tipo de pelo. De hecho, el cabellos rizado natural asume que una melena cuadrada cuando no llega al hombro es la gran opción, esa que no defrauda nunca.

 Los peinados denominados “falso bob” como se conocen en muchos lugares, pueden tener varios tipos de largo y se caracterizan por algo fundamental: se mantiene de una manera muy sencilla y no se debe recurrir necesariamente a toques de estilo muy elaborados. ¿En qué consiste? En tener la melena más larga por delante que por la parte trasera. A lo anterior hay que añadir que permite diferentes tipos de peinado, desde las ondas marcadas, hasta el pelo liso extremo o un rizado total, y todos los estilos quedan muy bien.

  Así como existe el llamado “falso bob”, también está el denominado “bob”. Se trata de un look completamente planchado, destacando la melena más larga que cubra un poco la frente, o un peinado con look húmedo que deje algún mechón más acentuado. Eso es en esencia. Igualmente se admite la melena con un tupé muy marcado y sin importar en rigor el largo de esta melena.


 Otra alternativa es el tipo “pixie”. Se trata de una propuesta bastante corta, pero que no por eso deja de verse muy femenina. Los entendidos en estas materias dicen que es ideal para rostros ovalados y, además, rejuvenece mucho. Para tener una referencia, es más largo del frontal y más corto de los costados y en la parte trasera de la nuca. En la práctica se puede peinar con un cepillo o con los dedos. Una buena espuma puede dejarlo por muchas horas vigente sin necesidad de un gran mantenimiento. Sin duda, una propuesta a prueba de complicaciones.


Un último ejemplo es el denominado “pelo garçon” que proviene de la década de los sesenta en el siglo pasado y que no ha perdido vigencia. Por cierto, surgió como una forma alternativa a la melena clásica. Nunca habrá de dejar de tener como opción esta alternativa.

Consejos Prácticos

 Como lo hemos señalado en este mismo portal, este es el tiempo de la imagen y de la información que surge a raudales minuto a minuto en internet. Por lo mismo, habrá que dedicar un tiempo de calidad a los portales especializados y comparar estilos, propuestas y jugar con ensayos que no involucren mucho dinero.


 Porque no se trata de ir cada semana a la peluquería y terminar invirtiendo toda una fortuna en una serie de propuestas que, en su gran mayoría, serán desechadas.

 A propósito, también es fundamental el elegir al o la profesional que hará el trabajo final con rigor profesional y con el suficiente tiempo como para agendar una cita impostergable.

 El ítem “Peinado de la Novia” es un imprescindible en el presupuesto total y es importante el no dejar esto para último hora en cuanto a las elecciones, independiente que será uno de los últimos planes que serán ejecutados en la práctica.

 También es una opción válida el que la novia haga el peinado. Como hemos dicho, si tiene la práctica, la seguridad y la ayuda apropiada para implementar los detalles, es una buena idea.

 Pero siempre habrá que usar materiales de primera calidad y con el tiempo suficiente para hacer las pruebas previas. Nada peor que un producto usado en el pelo horas antes terminen causando alergias y dificultades similares en un día que debería ser el más maravilloso de todos los días de esta vida

Recent Content